TORTÍCOLIS: Causas y Remedios caseros que ayudan a aliviarla

¿Quién no ha quedado alguna vez con el cuello duro? Cuántas veces hemos sentido una contractura en la zona cervical o más precisamente en el cuello. A esa contractura se la llama tortícolis y a continuación te mostramos técnicas para aliviarla.

 

TORTÍCOLIS: Causas y Remedios caseros que ayudan a aliviarla

 

Más de 18 músculos son los que intervienen en la cabeza, trabajando de forma constante, cuyo objetivo principal es soportar el peso de la misma.

 

Frecuentemente y sin darnos cuentas adoptamos posturas inadecuadas, además de sumar costumbres poco saludables que pueden traer como consecuencia torticolis.

 

¿QUE ES LA TORTÍCOLIS?

Es una serie de contracciones en los músculos del cuello, manifestándose principalmente en el trapecio y esternocleidomastoideo, a esta patología también se la llama contractura cervical.

 

Existen varios factores que pueden desencadenar la tortícolis, como el estrés, la mala postura por muchas horas en el trabajo, el mal uso de la almohadas, , articular movimientos fuertes y cargar peso exagerado, uso inadecuado de carteras pesadas, etc.

 

El músculo que mas se resiente por la torticolis es el esternocleidomastoideo, este musculo está ubicado desde el manubrio esternal y el tercio medio de la clavícula hasta la apófisis mastoides (se encuentra detrás de la oreja). Este musculo se ocupa de flexionar y girar  lateralmente la cabeza, función que se ve afectada por la torticolis.

 

 

TIPOS DE TORTÍCOLIS

Dependiendo del origen del dolor, la tortícolis se clasifica en:

 

Vertebrales o estructuras esqueléticas: Infecciones directas en tejido óseo.

 

Partes blandas del cuello y otras estructuras: Contracturas musculares o procesos inflamatorios.

 

De origen neurológico: Cuando es ocasionada por alguna lesión directa en las estructuras nerviosas como tumores o malformaciones.

 

Otras: De causa idiopática.

 

 

Te puede interesar

CÁLCULOS RENALES: Plantas naturales para prevenirlos

 

 

SÍNTOMAS DE LA TORTÍCOLIS

Los síntomas más frecuentes de la torticolis, son dolores y molestias en la zona de cuello, espalda, suelen estar acompañados por dolores de cabeza y se puede notar un endurecimiento de los músculos del cuello, imposibilitando el movimiento normal del mismo. Existen casos en que el cuello queda inclinado hacia un lado y se aprecian espasmos repentinos en la cabeza, lo que genera ligeros movimientos.

 

 

REMEDIOS CASEROS PARA ALIVIAR LA TORTÍCOLIS

Siempre que el dolor sea suave y no llegue a una intensidad fuerte, estos remedios caseros pueden ayudarte a aliviar la molestia, caso contrario debes consultar a un profesional ya que es la persona adecuada en indicar el tratamiento a seguir y los medicamentos a utilizar.

 

BUENA POSTURA

Casi todos los dolores de cuello, incluyendo la tortícolis se generan por una mala postura o posición. El uso frecuenta de la computadora acompañado de una mala postura, nos puede desencadenar a una contractura cervical.

 

También al dormir y sin darnos cuentas tomamos posturas que causan dolores cervicales, como así también actividades o trabajos que nos llevan a mirar constantemente hacia abajo o hacia arriba, también el estrés, ansiedad, nervios aumentan las posibilidades de que la tortícolis esté presente.

 

Una recomendación para corregir la postura es mantener siempre la vista en horizontal, evitar los movimientos bruscos, más que nada al girar la cabeza e intentar mover todo el cuerpo cuando queremos mirar hacia los lados o atrás. A la hora de dormir hay que usar la almohada adecuada a nuestra posición para mantener la columna en una posición acorde.

 

 

APLICAR FRÍO Y CALOR EN LA ZONA

El frío desinflama la zona y es lo que primero se recomienda para poder tratar la zona con masajes u otros métodos para aliviar el dolor. Aplicar una compresa con hielo en la zona del cuello menos de10 minutos será suficiente para que la zona se desinflame. Esta aplicación se puede repetir, pero nunca superar los 10 minutos de frío.

 

Después de aplicar el frío, se puede aplicar calor. El calor relajan los músculos. Una buena técnica es tomarse un baño caliente mientras realizas masajes suaves en el cuello y espalda.

 

 

MASAJES

Los masajes en la zona cervical favorecen en el tratamiento de los dolores ocasionados por la tortícolis y a su vez eliminan las pequeñas tensiones acumuladas por el estrés de la lesión.

 

 

Visite nuestra tienda online

Producto disponible en Amazon.es

Ingrese su comentario

También puede gustarle...